Camina antes de correr …

Ya sea por conveniencia o por tiempo nos dejamos llevar por la corriente de querer hacer las cosas rápido y tener resultados lo más inmediato posible. Perdemos de vista que el proceso es una parte importante de un mejor resultado. Lo más desalentador es que cuando obtenemos lo que queremos no lo disfrutamos porque ya estamos pensando en otra cosa.

Esta mentalidad de inmediatez de resultados es una causa frecuente de fracasos y desencantos que lo único que hace es alimentar nuestra creencia de imposibilidad de las cosas y aumentar nuestro propios límites. Además de que nos mete en un círculo vicioso de desesperanza que hace que veamos cualquier posibilidad de éxito más lejana.

El mejor fuego no es el que se enciende rápidamente … George Eliot

Échenle señores!?