Arriesga y avanza …

Es muy común que en la búsqueda de alcanzar algo más pensemos siempre en la seguridad. Basamos nuestras decisiones en que tan seguro son los resultados que queremos y que haya el mínimo de riesgos. Si vemos que hay un cierto grado de inseguridad entonces buscamos otra cosa que sea más segura. Tenemos un gran miedo al fracaso y a lo desconocido y por eso no nos gusta arriesgar.

Los que más se arriesgan suelen ser los que más fracasan, pero también son los que más triunfan y los que menos se arriesgan fracasan poco pero también son los que menos triunfan.  Al fin y al cabo una vez que hayas triunfado da igual cuantos fracasos se hayan tenido antes. Todo fracaso es el condimento que le da sabor al éxito.

Hay algo peor que el fracaso … el no haber intentado nada …

Échenle señores!?


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *