Medio tiempo …

Si esto fuera un partido de fútbol, estamos justos en el medio tiempo. Si todavía no has metido goles, todavía hay oportunidad de replantear la estrategia para poder anotar cuando menos un gol y ganarle el partido a este año que está justo a la mitad. Ojalá que seas de los que están en la cancha jugando y no en la tribuna viendo como los demás juegan, y mucho menos que no seas de los que ni siquiera se enteraron de que hubo partido.

No pierdas de vista que en el partido de la vida no hay reemplazos cuando te cansas o te lesionas. Más vale que tengas una buena condición física, emocional y espiritual  para que puedas seguir jugando hasta que hayas anotado suficientes goles para que puedas retirarte en la gloria si es que así lo decides.

La tragedia de la vida no es que no puedas alcanzar tus metas, sino que no tengas metas que alcanzar

Échenle señores!?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *